PALABRAS CLAVE:

Misterio – Sabiduría psíquica – Espera pausada – Protección – Incertidumbre


La Sacerdotisa espera pausadamente. Desde allí es capaz de acceder a otros reinos sin llamar la atención. Se expande poco a poco por los mundos de la intuición, de los sueños, y del misterio. Hace uso del silencio y la pasividad, así es como saca partido de su poder. A veces, esta carta aparece para recordarte que debes escuchar y dar más importancia a tu voz interior. Otras veces es una señal para mirar más allá de lo obvio, o para encontrar lo que esta oculto, escondido o en secreto dentro de una situación. Aprende de las sombras porque ellas son la luz que tu no ves.

Una de las características de esta baraja es que casi todos los personajes femeninos están representados de noche. En esta carta vemos a una tigresa blanca, animal bastante inusual, los tigres blancos, son los únicos felinos que saben desenvolverse en el medio acuático, en China, son símbolos de oscuridad muy ligados al poder de la luna. La tigresa esta sentada tranquilamente mirando hacia la derecha, es una interpretación simbólica, la dirección «correcta» representa la luz y la objetividad, en la noche con la luna creciente encima de ella, casi en trance con su colorida bola de cristal entre sus patas, sus patas se extienden a su alrededor, lo que sugiere la plena confianza en su conocimiento interno, no como en el Mago, que las apoyaba sobre el oro. La bola de cristal es el único punto de color en toda la carta. Esta esfera contiene remolinos azules y morados, colores que representan la receptividad espiritual y la intuición. Esto trae a la mente la energía etérea de los sueños, misterios, y el conocimiento espiritual. En lugar de la energía que emana desde el exterior y se canalizada, como en el Mago, la energía se canaliza hacia el interior y se concentra en este ámbito.

Esto demuestra que la Suma Sacerdotisa sabe cómo se sumergirse en los sueños, las visiones y el mundo de la psique sin dejar que le superen, pero también sin necesidad de superarlos. Mientras que la fuerza del Mago se sitúa en el «hacer» vemos que la fuerza de la Suma Sacerdotisa es el «ser».

¿Te atreves a acercarse a esta bestia peligrosa para ver que hay más allá? ¿Recibirás una lección de sabiduría? ¿O te convertirás en su cena?